5 tips que harán que tu café sea más saludable

Te suenan las siguientes afirmaciones:
No soy  persona hasta que tomo el primer café de la mañana
Me cuesta horrores dejarlo
Sufro ¨síndrome de abstinencia¨ cuando dejo de tomarlo

No creas, que a mi me resulta fácil, incluso cuando hago détox.
Sólo imaginarme sin mi café mañanero, me dan ¨los siete males¨, y cuando lo dejo estoy tres días muerta de cansancio y con dolor de cabeza.

Es el ¨detonante tóxico¨que más me cuesta dejar, sin duda.

Eso si pasado el ¨mono¨, la sensación de ligereza mental y física es alucinante.

Si bien en mis programas DÉTOX,  aconsejo dejar de tomar café al menos 21 días, porque tiene claros efectos negativos cuando el cuerpo  intenta desintoxicarse, me consta que  mucha gente toma café ocasionalmente o diariamente.

Quizás hayas notado que puede ser difícil  dar con la ¨dosis correcta”.

Si te pasas, podrías terminar súper nervioso, con palpitaciones de corazón, caídas de energía  e incluso  más  irritable.

La buena noticia, es que hay maneras de mitigar los posibles efectos negativos del café, para que el hábito matutino sea un poco más saludable.

  Y eso es lo que vengo a contarte hoy.
5 TIPS QUE HARÁN QUE  TU CAFÉ SEA  MÁS HEALTHY

 

1.Prueba a añadir a tus cafés para un plus de nutrientes.

.Canela:

Es una especie dulce/ picante con propiedades medicinales.La canela es un equilibrador del azúcar en la sangre demostrado científicamente. Muchas veces los desequilibrios de la glucemia (azúcar en la sangre) y de la  insulina ( la hormona que la regula) pueden crear caídas de energía, antojos e irritabilidad que hacen que necesites un ¨chute de café extra¨, para tener esa sensación instantánea bienestar.

Prueba a espolvorear sobre tu café un poco de canela molida, y para un valor aún más medicinal, mezcla  con los posos del café. 

.Colágeno:

El colágeno, es una sustancia que se encuentra naturalmente en el cuerpo, y es útil para la salud del intestino, la piel, el cabello, las uñas y las articulaciones, etc.

En los últimos años, encontramos en el  mercado polvo de colágeno, fácilmente.

Proporciona una proteína fácilmente digerible y no tiene sabor ni textura con lo que se disuelve por completo en casi cualquier cosa en la que lo pongas, incluido el café.

.Cacao:

El chocolate y el café juntos son celestiales, y definitivamente son la combinación favorita de muchos.

El cacao es la forma cruda del chocolate, con muchos más beneficios. Se ha demostrado que el cacao reduce la liberación de las hormonas del estrés cortisol y epinefrina de las glándulas suprarrenales. La inflamación está en la raíz del desequilibrio hormonal junto con otros signos de mala salud . El cacao es muy rico en flavonoides, compuestos antioxidantes que podrían reducir la inflamación, ¡incluso más que el té verde o el vino tinto! .

Por último, el cacao tiene muchos minerales como magnesio, calcio, zinc y hierro, súper  importantes para ayudarnos a sentirnos más tranquilos y alerta. 

2. Detén los efectos negativos del café añadiendo grasas ¨buenas¨:

Las grasas en el café (y en cualquier contexto alimentario) ayudan a enlentecer la liberación de insulina y azúcar en la sangre.

El azúcar en la sangre  equilibrado = una salud óptima.

Estas grasas ayudarán a evitar que la energía cese un poco después de beber café porque las grasas son la fuente de energía más sostenible que podemos consumir. 

Las grasas más aconsejables para añadir al café son:

.Mantequilla de pasto

¿Mantequilla en el café?

Pues si. La mantequilla alimentada con pasto es una gran fuente nutricional . Contiene una gran proporción de ácidos grasos omega-6 / omega-3, útil para controlar el colesterol, el peso y la inflamación.

La mantequilla alimentada con pasto en el café también es un gran estimulante cerebral (especialmente junto con el aceite de coco). Agregar mantequilla proporciona una grasa llamada butirato, que es útil para prevenir enfermedades neurodegenerativas.

.Ghee

Es mantequilla clarificada, que se usa en los tratamientos Ayurvédicos.

Mejora la digestión, ayuda a eliminar tóxicos, y mejora el aspecto de la  piel, además de promover la estabilidad mental, contrarrestando los efectos ¨excitantes¨del café.

.Aceite de coco:

El aceite de coco proporciona un tipo de grasa muy aromática, que cuando se prepara con el café, hace una ¨crema base¨realmente agradable. El aceite de coco es un conocido estimulante del metabolismo, porque equilibra, los niveles  de azúcar en la sangre y la función tiroidea. El aceite de coco también es antimicrobiano, ideal para mejorar el sistema inmune y prevenir el crecimiento excesivo de bacterias y patógenos “malos” como parásitos, cándida ,levaduras.

Sino te agrada su sabor, puedes comprarlo desodorizado.

3.¿Cuál es la mejor hora del día para  tomar café?

¿No es mejor beberlo a primera hora de la mañana para ese impulso de energía y así mantenernos despiertos hasta la noche?

Las investigaciones sugieren que entre las 9:30 y las 11:30 AM es la mejor hora para tomar café, o al menos esperar una hora después de despertarse antes de tomar un café, para no elevar el cortisol, que a primera hora de la mañana está muy alto.

 

4. Sin azúcar  ni edulcorantes…y claro sin leche…

Esto es bastante obvio, pero no tan fácil de hacer. Agregar azúcar y edulcorantes es algo que nos arrastra desde hace muchos años ( otro de los detonantes tóxicos más difícil de abandonar).

Tanto el azúcar como los edulcorantes artificiales se han relacionado con muchas enfermedades, incluidas  la obesidad y la diabetes.

Tómalo con calma y reduce un poco cada día, hasta que puedas disfrutar de un café ¨solo¨.

La stevia sería la mejor opción es el proceso de deshabituación.

Ni que decir tiene, que la combinación con leche de vaca, hace que sea totalmente indigesto. Es más saludable tomarlo sólo, y en la transición, prueba con leches vegetales ( mi combinación favorita es con leche de anacardos, que hace un mucha espuma).

 

5. Usa alternativas de café herbal/ cereales:

El café, incluso con los mejores añadidos, calidades y sello ECO, no es lo mejor para su salud. Específicamente a  las mujeres, nos lleva mucho más tiempo metabolizar la cafeína que a los hombres (igual que  el alcohol), lo que significa que la cafeína puede causar más estragos en nuestros cuerpos.

El aumento de cortisol y de insulina que acompaña al consumo de café tampoco son nada saludables.

De hecho, interrumpe tu ritmo circadiano (también conocido como ciclo de sueño-vigilia) durante 24 horas enteras. Esto significa más estrés en las glándulas suprarrenales y la salud hormonal general tanto en hombres como en mujeres. Con el tiempo, esto te puede crear problemas para dormir, para poder conciliar el sueño, despertarte mucho en la noche y levantarte  sintiéndose totalmente descontrolado.

Por último, el café agota el cuerpo de nutrientes importantes, como el magnesio y las vitaminas B.

Por eso mi recomendación final es testar las alternativas al café ( incluso a el descafeinado), con base de hierbas o cereales, y comenzar a sustituir por té verde, infusión de romero, rooibos.

 

Consulta en tu tienda naturista de confianza.

 

Te abrazo fuerte

Virginia

 

Adaptación texto Robyn Srigley

No hay comentarios

Escribe un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies